Y la boda llegó

Estos magníficos 4 días de fiesta no pudieron empezar mejor que con esta boda. Toda la família esperaba este día des de que nos lo anunciaron y es una pena que estos momentos pasen tan rápidos pues las emociones son tantas que estaría bién poderlas degustar más tiempo. Pero vamos a lo nuestro; os quiero explicar como escogí mi look y así, a la vez que lo véis, enlazo con un poco de práctica el post sobre como escoger un vestido ( podéis releerlo aquí ) o  el que comentaba sobre qué código se debía  seguir en una boda ( aquí ).

Como veréis la boda se produjo entre viñedos y con las montañas de Motserrat al fondo y para ello quería un vestido que fuera acorde con este entorno; descarté los vestidos largos y de telas brillantes y los zapatos de tacón de aguja. Cuando empecé buscaba un vestido tipo cóctel y unos zapatos bién sujetos al tobillo y con tacón grueso.

Enseguida que me probé este vestido de Hoss Intropïa supe que me lo quedaría, me encantaba el color, el bordado de flores del cuerpo, el trabajo de las mangas, el color… me pareció que encajaba con mi idea y que sería muy cómodo, algo imprescindible pues íbamos con las niñas 😮 !

Siguiendo mi idea de nada de brillos, descarté llevar complementos plateados o dorados. Aunque son tendencia y los veo acertados para una boda de tarde noche, volví a centrarme en el entorno y en mi realidad particular, iba en família. Quería algo más rústico. Me compré estos zapatos nude en & Other Stories por lo cómodos que los encontré y porqué no tenía ningunos en este color. El bolso me costó más; buscaba algo tipo clutch en rafia, paja… y en el tono del vestido o varios colores, para animarlo un poco. Al final lo encontré en Sfera. Soy consciente que no le da mucho glamour al outfit pero casaba perfectamente con mi idea.

Para darme un toque más arreglado decidí hacerme un buen recogido y ponerme unas joyas en tonos verdes y lavanda que, aunque discretos, creo que me arreglaron suficiente. Los pendientes me los prestó mi madre y el anillo es un regalo de mis “suegros” por el nacimiento de mis hijas. Juzgad vosotras mismas; a mi me gusta el resultado, creo que lo podré reciclar todo para otras ocasiones más cotidianas y me sentí guapa, la verdad. Del color de mi piel o la falta de él no hace falta que os diga lo que pienso, pues ya lo he hecho reiteradas veces en los últimos posts… es lo que hay! Pero no pierdo la esperanza 😉IMGP1873IMGP1885IMGP1853IMGP1896CIMG0388IMGP1897CIMG0391IMGP1881IMGP1879IMGP1880CIMG0387CIMG0390CIMG0386CIMG0411CIMG0412Fotos: MR con retoques de Myfrivolite. Por cierto! Se nos rompió mi cámara, le “birlamos” a mi ” suegra” la suya, casi se nos pasa la hora para tener buena luz detrás del fantástico pisco sour y el jamoncito…. Vamos, que fuímos un poco desastre en cuanto a actuar como un buen blogger, pero una cosa si tiene que ser acaba siendo y la verdad tenía muchas ganas de hacer este post, pero muchas más de disfrutar de ese día tan especial. Un beso

THANKS FOR READING!!!

Anuncios

Un pensamiento en “Y la boda llegó

  1. Pingback: Otra opción con mi Kimono | myfrivolite

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s